Scooter personalizada

desguacesdemotos.info foto 4

Tener una scooter es entretenido, no solo por la libertad de movilidad que ofrece sino también porque las modificaciones que podemos adaptarle son casi infinitas. En cuanto a customizarlas hay varios estilos con rasgos muy representativos o simplemente podemos pasar de eso y hacer nuestros propios carenados. Pues sí, bendita sea la fibra de vidrio y demás materiales.

Son muchas las personas amantes de las scooter que gustan de realizar sus propios acabados personalizando así su moto al 100 %. Sus cubiertas son fácilmente reemplazables, lo que nosotros podemos modificar a nuestro antojo. No es un trabajo rápido ni sencillo a la primera, pero hay diferentes materiales y métodos, por los cuales se pueden hacer estas piezas, como con fibra de vidrio, plastilina sobre moldes fabricados u originales, entre otros.

A la medida

Realizar estas modificaciones por nuestra cuenta realmente no es fácil, se dan gracias a una serie de procesos, que con los materiales correctos y un poco de práctica, se pueden obtener magníficos resultados. Es importante tener siempre presentes las normas de seguridad, porque, sea cual sea el método y lo que se emplee, siempre hay químicos y sustancias de por medio que podrían ser nocivas para la salud.

También es conveniente empezar por el principio, no se debe improvisar el proceso y comenzar a construir sin un diseño previo. Los carenados son piezas, o carcazas, que permiten que las motos se deslicen entre el aire gracias a sus formas aerodinámicas, no son piezas elaboradas creadas por azar, para fines meramente estéticos.

Se debe comenzar por su diseño o boceto con las precisas especificaciones que podamos necesitar, después realizar un prototipo, posiblemente en arcilla o algún bloque de espuma, y, finalmente, preparar los materiales e implementos de trabajo e iniciar la fabricación. Durante el proceso es apropiado mantener el área limpia de derrames y que sea en una zona ventilada y no olvidar los guantes. Todo esto nos dará seguridad y evitará así posibles accidentes y enfermedades.

Si la pasión por tu scooter no te anima a tanto o no nos atrevemos a hacer trabajos manuales, se puede saltar eso con los desguaces de scooter, en los que podrá solicitar la pieza que guste o necesite. Generalmente se encuentra de todo, desde las piezas más comunes hasta las menos conocidas o las que resultan muy complejas. Lo cierto es que esos establecimientos hacen factible cualquier modificación que se antoje.